Conectarse

Recuperar mi contraseña

Ambientación

Año 2039. Pese a que en la mayor parte de Europa el proceso de paz tras una larga guerra se ha ido concretado, Inglaterra, la raíz intolerante de la guerra sigue envuelta en un caos sin ton ni son. Los humanos no quieren vivir con los magos o cualquier otro ser mágico. Lo mismo sucede con buena parte de la raza mágica.

Los humanos sin magia han optado por volverse más viscerales después de casi 20 años en una continua guerra que sólo ha dejado destrucción y soledad en la capital londinense. Han decidido que erradicar la magia de Inglaterra es la única manera de establecer la paz y, evidentemente, la sociedad mágica no está de acuerdo.

El Ejército de la Alianza Humana ha preparado sus grandes robots para escanear cada ápice de tierra e inhabilitar a cada ciudadano con capacidades mágicas bajo las herramientas necesarias. Los capturados son llevados a campos de concentración donde les son retirados todos los aspectos mágicos y “reconvertidos” a humanos sin posibilidad de ejercer sus habilidades.

La mayor parte de la historia se desarrolla on rol en algunos países de Europa, aunque es una guerra a nivel mundial que afecta en mayor o menos medida a casi todo el planeta, especialmente en las ciudades. Actualmente en el año 2039, el tipo de mundo en el que está ambientado es una mezcla entre lo futurista de la tecnología humana, con elementos de ciencia ficción que se contraponen a un mundo más tradicional de tipo fantástico, representado en su mayoría por los magos. La escenografía es a menudo oscura, con tintes post apocalípticos.


Últimos temas
» Zona de terapia intensiva
Hoy a las 05:07 por Thranduil

» Jardines & áreas verdes
Hoy a las 01:04 por Chloe Hacksaw

» Zona de atención primaria & Recuperación
Ayer a las 19:26 por Catherine Le Fay

» Torre de la Alta Hechicería
Ayer a las 14:52 por Vanessa Montenegro

» Quiero rolear
Sáb 21 Oct 2017, 22:50 por Shiro

» Empareja al personaje
Sáb 21 Oct 2017, 19:58 por Robot Centinela

» ENTRADA
Sáb 21 Oct 2017, 19:56 por Robot Centinela

» Lago Ness
Jue 19 Oct 2017, 21:03 por Reiv Black

Staff

Admin
Administrador
MP

Johan Black
Administrador
MP
PF

Catherine Le Fay
Administrador
MP
PF

Sirius Black
Administrador
MP
PF


¿Quién está en línea?
En total hay 3 usuarios en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 3 Invitados

Ninguno

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 51 el Jue 21 Sep 2017, 13:58.
Twitter


Frases Épicas

(Loading...)



Fase Lunar


Créditos


Skin obtenido de The Captain Knows Best, modificado gracias a los aportes de Asistencia Foroactivo. Las imágenes fueron obtenidas de DeviantArt, Tumblr, Pinterest, ArtStation o Google imágenes, y pertenecen a sus respectivos autores.

La ambientación de este foro tiene diversas influencias, entre las que se encuentran la saga de Harry Potter de JK Rowling, así como otra literatura de fantasía ( TLOTR, Reinos Olvidados, Dragonlance...). También hay elementos propios de la literatura distópica y de la ciencia ficción (cyberpunk). El desarrollo de la historia del foro, bandos y sus tramas principales vienen de la mano de Johan Black, Sirius Black y Catherine Le Fay. Todas las historias y ediciones de personajes corresponden a sus respectivos users.

Afiliados élite (32/32) COMPLETAS Y CERRADAS POR AHORA
Expectro PatronumGoT: Rising Ashes
Hermanos (1/4)
Directorios (8/8)

Enfermería

Página 4 de 18. Precedente  1, 2, 3, 4, 5 ... 11 ... 18  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Enfermería

Recuerdo del primer mensaje :



Son pocos los medicamentos que hay para atender emergencias médicas, con lo cual se les pide a cada Renegado que tengan cuidado con lo que usan.

Info:
Recupera 10 PS por día a tiempo real que el pj permanezca en la enfermería.
 

Mensaje por Admin el Sáb 25 Jul 2015, 16:26

Admin
avatar
Admin

Mensajes : 834

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org

Volver arriba Ir abajo


Re: Enfermería

Hago un gesto de tensión porque sé que la poción le vendría bien pero tampoco es cosa de obligarla así que lo dejo pasar, no tenía energías para pelear con un paciente -Sí, estoy mejor- Le dedico una mirada calma a Azahar para que se quede tranquila. -¿Como que no pudiste hacer más? ¡Evitaste que me mordiera! Te estoy agradecida de por vida. En serio- Hago énfasis en mis palabras con aquella alegría tan particular de mí misma -Tengo que tener más cuidado con las pociones que llevo en el pecho. Pero supongo que también ayudó.

Alzo los hombros tratando de pasar del tema pero de la nada escucho un francés horrible que empieza a herirme los oidos y me muevo hacia un lado para cubrir un poco la privacidad de Ermwyn. Observo con mucho cuidado a aquel que empieza a acercarse a MI….MI armario de insumos - Perdón… ¿Qué…¿Teta?- Niego con la cabeza y frunzo el ceño -Espera un momento. Detente. Sí, yo también lo veo- Le murmuro a Ermwyn y comienzo a caminar hacia él cuando todo se va a la puta mierda.

Doy un respingo cuando Johan aparece llevando al ruso y dejándolo en una camilla. Me agobio cuando la cantidad de gente empieza a robarme el oxígeno, aún no me he respuesto de la adrenalina de aquella noche cuando Vor empieza a gritar, se descubre y todos hablan al mismo tiempo -¡CÁLLENSE! ¡MALDITA SEA, CÁLLENSE TODOS Y SE APARTAN DE YAROSLAV EN ESTE PUTO INSTANTE!- Señalo a Vor que en este momento no me importa que este llorando porque la vida de un paciente está en peligro -¡Tú te quitas de en medio. Te sientas en aquella esquina y guardas silencio o te juro que te corto la lengua y la garganta!- Espeto bastante cansada de sus gritos, su voz, su lenguaje, su todo mientras de un tirón corro la cortina de Ermwyn para que no la molesten. Sé que no doy una buena imagen de respeto al estar con una toalla al torso y otra enrollada en el cabello, pero no me importa.

-Tú, háblame serenamente sobre la situación. Azahar, pociones desinfectates, rebastecedoras de sangre y…- Me acerco finalmente a Yaroslav notando que está bastante KO así que no pienso adormecerle el dolor, que se despierte y grite. Me gustan los que gritan porque así sé que están vivos -Y vodka, va a querer vodka cuando se despierte- Digo con esperanza pese a que la imagen me inquieta. Tomo la poción y me desinfecto las manos. Saco lo que sea que haya hecho Vor con extremo cuidado para mirar mejor y empiezo a traumarme por lo que hacen los humanos con nosotros.. -Johan, necesito toallas. Muevete-

Sin decir nada más coloco mis manos sobre la herida cerrando los ojos y concentrándome para canalizar mi poder de curación hacia él notando qué es lo que realmente tiene -Johan…Ven aquí- Murmuro cuando lo tengo cerca mientras mi respiración comienza a acelerarse -Yo...no puedo curar esto- Abro los ojos y lo miro con bastante pánico -Le ha afectado un órgano interno, por eso la hemorragia y… Puedo… Puedo estabilizarlo pero…- Niego con la cabeza porque tengo conocimientos de enfermería, no soy medimaga ni nada. Miro a Azahar con tristeza y vuelvo después a Yaroslav acercando más mis manos a la herida esperando que mi energía vital dure lo suficiente para, por lo menos, detener un poco de la hemorragia. -Denle la poción, está perdiendo demasiada sangre. Procura que la trague- Intento no ponerme a llorar pero de ser así, sería la primera vez en la vida que perdía a alguien cuya vida dependía enteramente de mi.

Mensaje por Anteia Malfoy el Vie 11 Sep 2015, 14:51

Anteia Malfoy
avatar
Bruja
Bruja

Mensajes : 87

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t97-anteia-malfoy

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Suspiro agradecida porque entendiese aquello sobre los licántropos. Parecia una chica muy sensata...y con buen fondo. La miro pensando en aquello, pareciendome que ella daba por sentado que sus actuaciones de buena gente era lo que debia ser normal, aunque no fuese asi en absoluto. Ojala mas gente pensase como ella. Ademas por lo que oigo le habia salvado el pellejo a mi madre al evitar que le mordiese el lobo. Se acababa de ganar mi simpatía eterna. Sonrio de oreja a oreja jodidamente contenta.

Entonces entra un tio super sospechoso enfundado en ropas y mantas de arriba abajo, me resulta siniestro que vaya tan tapado, porque, que oculta? Su siniestrez deja de parecermelo cuando lo escucho hablar en frances, y entonces se me escapa una risita por lo bajo, pensando que debe ser alguno de los nuestros que se ha disfrazado para hacer el idiota. Pero la reaccion de Emwyn sobre las alucinaciones me hace dudar, asi que le pregunto
- Tranquila, no alucinas. Uh...no es tan raro, no? -yo por supuesto no sé que se trata de Vor, como puede que Emwyn y Anteia sospechen.

Entonces el devenir de la situacion cambia de modo muy drastico cuando aparece alli Johan con Yaroslav y otro chico desconocido al que me quedo mirando, porque no lo conozco de nada. Muchas caras nuevas en poco tiempo! Pero mis ojos se van de él rapidamente a Johan, percatandome de que traia a un muy herido Yaroslav. Yo me aparto de momento, dejando obrar a la gente....veo que el encapuchado es en realidad un elfo oscuro y no puedo evitar ahogar una exclamacion de sorpresa, mirando a Emwyn como preguntandole con los ojos si de verdad ella tambien lo veia o ahora era yo la que alucinaba. Pero se ve que el elfo conoce a Yaros, porque se lanza a ayudarlo.

-Uf, Emwyn...lo siento....y tu ropa sin secar.... -comento bastante aturdida porque de pronto hay demasiada gente alli. Me aparto un par de pasitos, escuchando a Kosuke a medias. ¿Camarera?

Escucho a mi madre que se pone nerviosisima a abroncar al elfo oscuro y a gritar, despues de que éste haya intentado un hechizo que parece salirle mal. El elfo tambien parece cansado. Abro mi boca en un además para decirle algo a mi madre y que se tranquilice. Mi madre corre la cortina de Emwyn para darle algo de intimidad, y yo me habia quedado con ella. Le lanzo a la chica una ultima mirada alzando mis cejas cuando mi madre me llama y me marcho de su lado. -Ya voy! - cojo las pociones que me pide y se las alcanzo rapidamente, la reabastecedora ydesinfectante. Negando a lo del vodka porque de eso no tenemos....


Me aparto un poquito y miro a Vor de reojo, con mi mirada quiero decirle algo asi como "tranquilo" pero no me atrevo a hablarle. PEgo un respingo cuando mi madre me dice que le de a beber la reabastecedora, pero como esta medio inconsciente no se como le voy a hacer bebersela. Frunzo mi ceño con preocupacion al oirla decir que no puede curar eso y vuelvo a acercarme reabastecedora en mano. -No...no puedes curarlo? En serio? -se me nota parte del estres en la voz al preguntar eso

"no, no"

-Toma- me acerco a Vor ahora sin miedo de hablarle dandole la pocion reabastecedora de sangre. -Dásela tu, si no consigues que pueda bebersela porque esta grogui, se la inyectas. Yo...yo necesito pensar!- le lanzo una mirada de ruego al drow porque no me ha parecido mal tipo, y luego me aparto de él pasando cerca de Kosuke. Niego rapidamente con la cabeza y salgo de la enfermería, eso si, quedándome justo en la entrada para poder medio vigilar lo que ocurre dentro aunque yo esté fuera ya, con cara de estar muy agobiada en ese momento, concentrandome porque no tengo ni puta idea de si lo que voy a intentar ahora puede servir de algo.

"Y si....? Cat? Catherine?"

~ ~ ~

Mensaje por Azahar Knox Malfoy el Vie 11 Sep 2015, 16:09

Azahar Knox Malfoy
avatar
Bruja
Bruja

Mensajes : 114

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t156-azahar-knox#529

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Estoy en plena fase de desarrollo arquitectónico cuando la voz de Azahar entra en mi campo telepático, establezco una conexión segura con ella notando el gran ruido que hay y su nivel de estrés aumentando lo que me pone en estado de alarma.
"Estoy aquí. Estas bien? Desmond bajó a buscarte. Ya deberías estar acá"
Mientras estoy en su mente me doy cuenta de que se encuentra en una enfermería y aquello me resulta extraño. Extiendo mi campo telepático hacia ellos sin entrar en sus mentes notando que hay una persona más pero su mente está "apagada".
"Azahar... Por qué me has llamado? "

~ ~ ~

When darkness comes...
I'll be the one who turns off every single candle and every single hope so you can die watching the world fall

Mensaje por Catherine Le Fay el Vie 11 Sep 2015, 17:13

Catherine Le Fay
avatar
Bruja
Bruja

Mensajes : 346

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t91-catherine-le-fay-90#118

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Las otras dos mujeres afirmaron que también lo veían, así que o bien era un alucinógeno muy fuerte que habíamos respirado ambas y que por casualidad veíamos lo mismo, o estaba realmente allí. No se me ocurrió pensar en quien podía ser en aquel momento, solo que era algo tremendamente raro. Por suerte o por desgracia, acabaría revalándose cuando el bosque ardió en aquella enfermería, todo se fue al garete.
Entraron de pronto más personas, alguien que parecía pertenecer a los renegados, y con él dos más, uno por su propio pie, y el otro cargado e inconsciente. Todo se volvió un caos, el hombre-manta se descubrió como Vor y se lanzó a intentar ayudar al inconsciente, que parecía gravemente herido, pero no lo logró. Anteia se puso muy nerviosa, corrió mi cortina y empezó a dar voces y órdenes para tratar al herido. Se notaba que intentaba ser firme y decidida, sin embargo aquellas maneras quizás no eran tampoco las correctas, sobre todo cuando mencionó que era incapaz de curarle, que estaba demasiado dañado. Azahar demostró más aplomo que su madre, y más sangre fría, e intentó calmar a Vor y ayudarle dándole a él la poción para que se la diese él, pero estaba demasiado nerviosa y se fue. Era una buena chica, y hacía lo correcto. Me levanté de la cama, estaba un poco cansada, pero despues de todo el rato que había pasado allí me encontraba mucho mejor, y creía que lo suficiente como para ayudar. No tenía mi ropa, lo cual era un problema, pero... Bueno, no me iba a quedar de brazos cruzados. Tomé la manta y la enrollé alrededor de mi cuerpo, lo suficiente como para taparme, y le hice un nudo para que se mantuviese. Corrí la cortina y caminé hacia mis pertenencias, tomando mi morral y dejándolo junto a la cama del herido, despues me acerqué a Anteia.

-Estoy bien, no te preocupes por mi, él es más importante.-Le dije antes de que pudiera hacer algún reproche.-Yo tambien se "algo" de medicina. No creo que ninguno de los tres.-Eso último lo dije mirando hacia Vor.-Tenga el poder suficiente como para curarle en solitario, pero juntos quizás podremos hacer algo.-Volví hacia Anteia.-Tu tienes más palabra aquí ¿Puedes decirles que salgan a todos aquellos que no vayan a poder ayudar? Han hecho un buen trabajo trayendolo aquí, pero ahora mismo solo nos quitan espacio y aire, hay que tratarle ya.-Abrí la bolsa y busqué alguna cosa que me sirviese... Tomé un par de frascos y los coloqué en fila.-Estabas haciendolo bien, Vor, se que no hace falta que te lo diga, pero quería hacerlo. Anteia ¿Tienes más de esa poción congelante? Iría bien para rebajar el sangrado aplicar frio para que se contraigan las venas.-Por mi parte contemplé el estado de la herida, era profunda y terriblemente grave. Parecía de bala, pero revisando la zona no encontré el proyectil, además, por las marcas y el estado de la carne de alrededor parecía que la habían extraido. Eso era malo, hacía que sangrase más, pero al menos no habría nada que impidiese la cicatrización. Usé algunas vendas del morral para volver a cubrirle la herida y apliqué presión.-Ahora que todos sabemos como es la herida no creo que haga falta quitarle el vendaje de nuevo o volverá a sangrar, y no podemos mantener eso dentro de su cuerpo infinitamente.-No podía aplicar mis medicinas sobre la herida directamente mientras estuviese tan mal, debería esperar un poco. Dejé a Magnolia sobre el vendaje y me concentré en ella, haciendo que pronto empezase a rodearle con su tallo.-Necesitaría vuestra ayuda, debemos concentrarnos todos en el hechizo a la vez. Cuando esteis listos le curamos. Todos estamos cansados, pero hay que ayudarle, al menos detener el sangrado lo más que podamos. ¿Nos consideramos sanadores? Hora de probarlo.

Mensaje por Emwyn el Vie 11 Sep 2015, 17:23

Emwyn
avatar
Bruja
Bruja

Mensajes : 17

http://magicworldwar.forosgratis.org/t166-emwyn-crysos-the-green

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Lo primero que hago es responder a Kosuke para explicarle brevemente que toda esta gente es de fiar (o al menos eso creo, porque de momento no conozco a una, aunque supongo que si la han traído será por algo). Es lo menos que puedo hacer para que sepa que no lo he traído a ningún lugar peligroso. - Y otras veces hay más incluso, creo que esto es lo que puede llamarse un día tranquilo. Siéntate por donde quieras y descansa.

"aunque esto no es muy grande, tal vez los que no curamos deberíamos esperar fuera"

Por fin se ve claramente que era Vor el de la manta liada a la cabeza, además el pobre drow va de sobresalto en sobresalto con tanto compañero herido. Tanto Vor como Anteia comienzan a alterarse por la situación, haciendo el drow un intento de curar que no le sale bien, algo normal si aún estaba recuperándose. - Calmaos todos, así no hacemos nada. - Pido a todas las partes tratando yo mismo de sonar tranquilo, aunque puede que suene más irritado que otra cosa. En estos momentos me acuerdo de Josephine, mi esposa, que también estuvo un tiempo al cargo de la enfermería. Ella también se bloqueaba en alguna situación, sobre todo si le tocaba atenderme a mí, pero por lo general solía salir airosa de este tipo de momentos complicados. Lo único que me alegra de que esté allí y no aquí en este momento es que probablemente esté más tranquila y segura.

Busco las toallas que pide Anteia en el armariete del suelo, trayendo un montón que dejo a los pies de Yaroslav. El pronóstico que me da sobre el ruso es bastante malo, tal y como me había imaginado al verlo perder tanta sangre. Me siento bastante impotente porque no puede hacer nada por él, la sanación no es lo mío, y lo único que puedo hacer ahora mismo es traer inútiles toallas o lo que me digan. - Puedes estabilizarlo pero no aseguras que viva, ¿no es eso? -

"¿y ahora qué se supone que hacemos? ...."

Maldigo por lo bajo apartándome un poco de la camilla, con la imagen del ruso medio desangrado en la mente, pidiendo que resista de algún modo. Dejo que la muchacha que no conozco todavía se acerque a la camilla, ya que parece que por suerte parece tener también habilidades de curación o conocimientos al respecto, así que la dejo hacer. Observo de reojo cómo Azahar sale de la sala para quedarse en la puerta, decidiendo que es lo mejor. - Yo me salgo a la puerta, creo que es mejor que los que no podamos curar nos quedemos esperando ahí.

~ ~ ~

"Si quieres paz, prepárate para la guerra"

Mensaje por Johan Black el Vie 11 Sep 2015, 19:34

Johan Black
avatar
Mago
Mago

Mensajes : 427

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t94-johan-black-5

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

El tipo que me trajo a la enfermería me dijo que aquí no hay enemigos, que son todos de fiar, a lo que pongo por supuesto que todos son conocidos del chico y me dice que hoy es un día más tranquilo, que normalmente suele haber más gente aquí.

El chico que tenía la cabeza envuelta con una manta se sobresalta al ver al ruso tan herido al tiempo que se quita la manta, desvelando su rostro y sus orejas picudas... Espera espera espera espera espera, ¿orejas picudas? ¿Es un elfo? No no no no no... tiene la piel oscura tirando a purpura... ¿Un drow? Sí... tendría más sentido que fuese un drow, lo cual me sorprende, solo he visto a uno en toda mi vida, y bastante poco ya que no salen mucho de su hábitat, no es muy común verlos en la superficie puesto que ellos viven debajo de nosotros, aunque su piel purpura me sigue pareciendo rara... bueno, supongo que dependiendo de la zona en la que vivan tendrán la piel de un color o de otro. Pero volviendo al tema, el drow se acercó al ruso, maldiciendo y deseando cargarse al tipo que hirió a Yaroslav, tratando de curarlo cambiándole las vendas y luego intenta usar magia curativa, la cual no pudo realizar con éxito debido a que se encontraba nervioso y estaba llorando por su amigo ruso. Tras haber intentado curarlo este se había hecho daño y se apoyaba en la pared, parece estar bastante cansado y falto de energía, al igual que yo, que necesitaba un descanso de toda esta noche. Una vez que el drow se reincorpora en la pared, me pide explicaciones sobre lo que pasó.

-Estábamos en el Moulin bebiendo vodka y sake como si no hubiese un mañana hasta que yo decidí querer irme a dormir. Yaroslav se había ido, pero unos humanos pertenecientes a la Alianza que se nos habían infiltrado en el bar, lo atraparon, la camarera me llamó para avisarme de que le tenían, cuando fui a meterlo en el Moulin ya le habían disparado. No tuve más opciones que llevarme tanto a la camarera como a Yaroslav conmigo al único lugar de Inglaterra que conocía, el bosque Sherwood, pero en el último momento antes de aparecer en el bosque, un tipo que se parecía a Napoleón, quien fué el que disparó a Yaroslav, se llevó a Indira, la camarera, acabando sólo nosotros dos en el bosque. Hice todo lo que pude para tratarle la herida, incluso tuve que despertarlo para pedir ayuda, y así fue como acabamos aquí -le expliqué todo lo ocurrido referente a la herida de bala que le hicieron a Yaroslav y agaché la cabeza- Parece que es tu amigo... lo siento, no me dio tiempo a evitar que lo hiriesen -soné tanto preocupado como frustrado, para que el drow entendiese que no es el único que querría patearle el culo y convertir en cenizas al Napoleón.

Tras contarle toda la historia a Vor, veo como una de las chicas, la cual va ataviada solo con una toalla en el cuerpo y otra en la cabeza, le pide al drow que se aparte del ruso mediante insultos y amenazas. ¡A saber que ha hecho este para cabrearla! La chica comienza a tratar las heridas del ruso y a pedirle a la gente pociones y... vodka por si cuando despertase Yaroslav quisiese, a mi me pide explicaciones sobre la herida. -Le pegaron un tiro, yo hice lo posible por hacerle un apaño, le saqué la bala y desinfecté la herida con un desinfectante -saqué la cuchara ensangrentada con la bala- no se mucho de medicina y tampoco es que tuviese medios para extraérsela, pero fue todo lo que pude hacer -le expliqué incluso como traté de curarle la herida y con qué se la extraje.

Miro como las otras dos chicas comienzan a actuar, pasándole una poción a Vor, la misma chica pasó por mi lado saliendo de la enfermería. La otra chica, la que parece pelirroja comienza a dar indicaciones para poder tratar al paciente ruso, el cual dicen que su herida de bala es bastante grave... -¡Joder! ¿Por qué no pude ser más rápido en traerlo a la habitación para que no le hubiesen pegado un tiro? -maldije en un susurro mi falta de velocidad a la hora de llevármelo a la habitación de Indira. La pelirroja nos pide que todo aquel que no sepa o pueda curar mediante magia curativa que nos fuésemos de la sala para evitar no serles un estorbo. No me opuse a la iniciativa, así que decidí salir de la enfermería al tiempo que el hombre que me trajo aquí lo hacía.

Mensaje por Kosuke Zekerasu el Vie 11 Sep 2015, 23:52

Kosuke Zekerasu
avatar
Mago
Mago

Mensajes : 297

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t179-kosuke-zekerasu#836

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Las cosas no fueron especialmente fáciles. No solamente porque tuviera un compañero, un “camarada” ruso allí muriéndose un poco bastante, si no… Porque había alguien dispuesto a tocarme aún más los cojones. Anteia, por supuesto. Empezó a emitir galimatías incomprensibles con su aguda y detestable voz de mujer, a insultar al personal y a querer echarnos a todos de allí. ¿Quién coño se había creído? De haber tenido más fuerzas probablemente le hubiera respondido con más agresividad, ¡Ni que fuera la única capaz de curar! Lo peor es que me tuve que tragar mis palabras mientras… Mientras ella me gritaba, me mandaba que me fuera a una esquina o que me haría cosas. Cosas agresivas, por supuesto. Aún con los lagrimones en los ojos y con todo el cansancio le dirigí una mirada de puto asco, enfurruñando todo el rostro y enseñándole los dientes, de forma amenazante. -Podrías ir tu a la mierda un rato, cariño. CÁLLATE.- Le contesté con igual rabia, mientras respiraba muy sonoramente para tranquilizarme. -¿Silenciarme? Te voy a callar yo a ostias…- Gruñí mientras me apartaba. Y entonces observé como… ¡Le quitaba el puto vendaje!

-¿¡Vel’bol phuul dos xundus, ssindossa!?- Le escupí en drow. Tenía dificultades para tranquilizarme por mi mismo y aquella tía se había propuesto tocarme las narices… ¡Si, quítale las vendas a alguien que se está desangrando! ¡Seguro que es la mejor idea! Quería actuar pero empezaba a pensar que era muy tarde como para poder salvar su vida. Y no tenía fuerzas. La mano con la que había fallado el hechizo había empezado a generar ampollas, a enrojecerse de una forma bastante poco sana. Noté que la muchacha que estaba antes en la enfermería me miraba… No desafiante. Quizás incluso comprendía que me estaban tocando los cojones. Asentí en silencio mientras suspiraba. Lo peor es que la idiota esta, tras echarme de tal forma, dijo que no podía curarlo. Johan decía algo de calmarnos. Si, había empezado ella.

El chico extraño empezó a explicarme qué había ocurrido. Dijo palabras o nombres que no entendía, ni puta idea de qué era un moulin, un napoleón, un sherwood… Pero más o menos la idea es que fueron a beber y los pillaron los de la Alianza, escaparon como pudieron, que se llevaron a una tal Indira, que lo despertó… Y luego se disculpó por no haber llegado antes. Yo suspiré, porque en el fondo no tenía la culpa. -Tu hicistes lo que poder. Agradezco… Yaroslav es muy testarudo. Salir de esta, créeme…- O es me decía a mí mismo. Le sonreí muy débilmente, de una forma un poco siniestra. -Alianza, ¿No? Los mataré. A todos. Cómo podrían…- Eso era una tercera cuenta pendiente que tenía con ellos. La primera por el ataque del centinela, la segunda por dejar al otro drow un poco ido de la cabeza, y ahora la tercera por herir al ruso.

No iba a darles oportunidad de que me crearan una cuarta razón. Entonces se acercó la muchacha de antes y me dio una poción. En principio salté un poco por estar demasiado obsesionado con vengarme algún día, pero luego entendí que tenía entre mis manos algo que podía marcar la diferencia. -G-Gracias…- Y a su vez, poseía algo que me iba a permitir sentirme un poco más útil, después de haber fallado el hechizo y de que me hubieran sacado de tan mala manera. Me acerqué corriendo a Yaroslav por el otro lado de la camilla, le eché una mirada asesina a Anteia y me pregunté como despertarle. Entonces intervino la loca de las hierbas. Se vino también, dijo tener conocimientos curativos y habló de “tres”, no de dos. Bien, no me excluía del grupo curativo, no como la otra. Yo no tenía fuerzas para curar eso. Pidió a la otra que avisara para que la gente se fuera saliendo, aunque ya había alguno que había abandonado la sala. Luego me dijo que estaba haciéndolo bien. Bufé, en realidad muy aliviado por sentir que me había reconocido aunque fuera un poco el trabajo. No estaba loco, me dije. No aún. No aún… Pidió una poción y fue sacando frascos. Vendó al chico de nuevo y con ese pequeño detalle me di cuenta que quizás era mucho mejor que Anteia en aquello de curar. Y estaba siendo objetivo. O no. Me había tocado los cojones que hubiera quitado lo que yo había puesto. Luego hizo algo con el hierbajo que supuse positivo y no quise cuestionar. Yo tenía la poción en la mano y un ruso desmayado. Me acerqué a su cara, me arrodillé un poco… La hierbaja empezó a decir algo de un hechizo conjunto.

-No. Lo siento, ya no puedo.- Tosí y le enseñé mi muy sarpullida mano. Parecía que la hubiera metido en fuego. -Abusé de magia demasiado. No puedo hacer nada ya. La próxima vez no funcionar. Y puedo arriesgar…- A diferencia de ella yo no caería desmayado. Probablemente el resfriado me fuera a más y me atragantara, el sarpullido pudiera afectar el interior de mi carne, perder la mano… Si no hubiera estado un poco enfermo lo habría podido intentar. Emwyn se mostró comprensiva con aquello, al menos. Yo tenía que despertar al ruso. Le miré, le pasé la mano sana por la frente mientras intentaba hacer acopio de valor para hablarle. Le aparté el flequillo un poco porque sí.

-¿Yaroslav? ¿Me… me oyes?- Intenté zarandearle un poco de un hombro pero al final solo le hice presión, nada de dolor. No me atrevía a hacer mucho porque lo veía débil… Seguramente había palidecido, pero me costaba mucho diferenciar el blanco de un blanco más blanco. -¡Yaroslav! Tienes que… Despertar, por… ¡Por todo lo que ser santo! ¿Cómo quierer tu que alguien cuente tus anécdotas? ¡Aún tienes mucho que hacer! ¡Joder! ¡Ibas a aguantar más!- Alcé la voz. -¿¡Quién cojones llamarme camarrada si no!? ¡Maldita sea!- Me daba algo de vergüenza tocarle. Así que le picaba con un dedo en la mejilla, con cuidado pero insistentemente.

Le vi, muy muy poco a poco, abrir los ojos. Dar señales de vida. -¡YAROSLAV!- Grité con un rayo de esperanza. Destapé la poción y se la enchufé en la boca, mientras que con la otra mano sujetaba un poco su mandíbula para que no se apartara bruscamente. -Eso. Eso. ¡Bebe! No sé que hacer. Pero es bueno. Herida. ¿Recuerdas que pasar? ¡No preocupa! Tu bebe, tu descansa, si necesitar hablar, aquí… Intenta acabarlo todo, ¿Sí, entiendes? ¡Eso!- Le dije con mucha severidad. -Prometo que en cuanto acabar esto ir yo con Savant y traerte botella de ahí abajo… ¡LA MEJOR! PERO tienes que sobrevivir esto. Eres cabezota como para rendirte, ¿A que sí? ¡Pues eso! ¿¡Quién va a contratar semidrows curanderos e insultar los sucios ingleses si tu irte!?- Hablaba rápido pero lo que quería era mantenerlo despierto… Porque no podía arriesgarme a perderlo ahí. Si seguía despierto al menos, sentía que podía hacer algo.

OFF:
Consulté con la user Yaroslaviana el hecho que se despertara, y con Emwyn el diálogo que di por supuesto, yo no inventar nada, yo ser drow bueno!

~ ~ ~

Mensaje por Vor'Kalth el Sáb 12 Sep 2015, 00:36

Vor'Kalth
avatar
Híbrido
Híbrido

Mensajes : 526

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t107-vor-kalth

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Mi consciencia es bastante vaga en esos momentos, no es que esté desmayado, de hecho estoy consciente, con lo que oigo voces a mi alrededor aunque no las entiendo muy bien, tambien noto que me mueven y esas cosas, aunque tampoco distingo exactamente que es lo que hacen. Lo que pasa es que me cuesta a horrores poner atencion a lo que oigo o pensar si quiera en abrir los ojos. Aunque me acuerdo de Kosuke diciendome que había sido un disparo de nada. ¡Pues claro que debía de haberlo sido! Por eso no entendía a que venia esa sensacion de tener un bloque de hormigon de media tonelada encima del pecho. Estoy más palido de lo habitual y el pulso me va demasiado rápido.

De todos modos, gracias a la accion conjunta que habian realizado con las vendas y la presion, parece que ya no sale tanta sangre al exterior por el agujero que causó la bala al entrar, lo malo es la que sigue derramándose por el interior. Creo escuchar que alguien me llama y unos insistentes pinchazos en la mejilla, asi que abro un poco los ojos y medio enfoco hacia arriba. -....Thoren?

"que mierdas me está contando? ha venido a verme? Pero si no habíamos quedado... "

Me va a dar algo a beber y en un primer momento intento apartarme, no ando muy lúcido, pero de todos modos me acabo tragando la pocion. Toso un poco y me pongo a hablar en voz baja, creyendo por alguna estupida razon a causa de la perdida de sangre que Thoren está ahi. -Der'mo , ya dumal, chto vy byli v Rossiiya. Ya skuchal po tebe , brat.... - respiro de modo irregular por la boca, en inspiraciones muy cortas, pero ahí sigo.

Mensaje por Yaroslav Tolstoi el Sáb 12 Sep 2015, 17:05

Yaroslav Tolstoi
avatar
Mago
Mago

Mensajes : 160

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t118-yaroslav-tolstoi-99

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Me retuerzo las manos plantada en la entrada de la enfermeria, escuchando los gritos de mi madre y del elfo, indignandome un tanto bastante con él cuando la manda a la mierda y a callar, provocando que apriete mis puños e infle mis mejillas.

"OYE NEGRATA! QUE ES MI MADRE!!!"

No se si esos pensamientos indignados mios le llegaran tambien a Catherine, ahora que habia abierto el canal telepatico conmigo...pero es que me ha indignado! A mi madre no le habla nadie de ese modo! Aun asi, me repito mentalmente que no es momento para eso, no...no, porque hay un tipo en una camilla que está medio muriendose y cualquier otra disputa o rencilla que pueda haber, carece de importancia en estos instantes. Veo a Kosuke y a Johan salir tambien, y atisbo al interior un momento, escuchando la voz de Catherine en mi cabeza en ese momento.

"SI! Funciona! Desmond tenia razon...ejem...no, lo siento, no he podido hablar con mis padres. Están muy ocupados ahora mismo."

Sonrio en mi sitio con cara de triunfo permitiendome hasta aplaudir, dandome pintas de retrasada y todo por unos instantes dada mi rarisima actitud en esos momentos, ahi plantada en el marco de la puerta de la enfermeria.

"Te he llamado porque...oh bueno, Ian me contó que se peleó con Tolstoi en ese torneo que hicisteis, lo conoces? Al....Oh"

Sigo ahi asomada viendo como Emwyn repone el vendaje, y que Vor'kalth afirma que el no puede unirse al tiro para hacer una sanacion conjunta. Tambien oigo al ruso farfullar algo incomprensible tras beberse la pocion... y otra cosa que sé, es que la pocion reabastecedora de sangre funciona si tienes la suficiente sangre a partir de la cual reabastecer, bajo ciertos limites no es efectiva, y no sé en que punto debe de estar él. Me muerdo el labio inferior, dandome cuenta de que la unica que permanece tranquila como para sanar es Emwyn. No se si bajo esas circunstancias podrian conseguirlo. Y no puedo permitirme dudar.... Entro de nuevo a la enfermería, poniendo una sonrisa estupida.


-Heeey! ..... Si...si me disculpais...se de alguien que podria ayudarlo....- me abro hueco hasta Yaroslav, mirando a mi madre que parece al borde de un shock casi, y a Vor que tiene una cara de stres y malas pulgas tambien que para qué. Uno de los dos me va a morder, lo veo -Pero me lo tengo que llevar, vale? Desaparecerme con él. Confiad en mi. Aprecio a este tipo.... y con lo que le habeis hecho ya...creo que aguantará el camino hasta allí. Los Descendientes, ellos le conocen.- Dejo espacio para que Emwyn pueda recuperar su plantita, no queria llevarmela y dejarla sin su flor, antes me habia dado cuenta de que la apreciaba bastante. Miro a mi madre de reojo, mejor llevarmela tambien de ahi, y asi de paso le explicaba todo el rollo aquel que me habia contado Desmond....Agarro a mi madre de la mano.

"Cat, vamos hacia allá"

Miro a Vor y a Emwyn mientras pongo mi mano sobre el ruso, deseando de veras que entre ellos no tuvieran ningun problema, ni que tampoco lo tuviesen con lo que yo estaba a punto de hacer. De ser asi espero que Johan pueda mediar. -Volveremos pronto, vale? Tened cuidado. -tomo aire y visualizo en mi mente el balcon en el que estuve con Desmond, es la imagen mas nitida que tengo de su casa...Cuento hasta tres en voz alta, y cuando termino, me desaparezco de alli llevandome conmigo a Anteia y al herido, dejando tan solo la camilla con los restos de sangre y el eco del fuerte chasquido que produce la desaparicion al realizarse.

~ ~ ~

Mensaje por Azahar Knox Malfoy el Sáb 12 Sep 2015, 18:16

Azahar Knox Malfoy
avatar
Bruja
Bruja

Mensajes : 114

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t156-azahar-knox#529

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Hubo algo entre todo aquel caos que logró tranquilizarme. Oí hablar a Yaroslav, indicándome que más o menos seguía vivo. Lo primero que soltó fue el nombre de su hermano. Yo sonreí antes de responder, porque me recordaba a algo, a alguien. Osten cuando agonizaba en su cama, cuando se moría, muchas veces decía mi nombre porque me buscaba. Era un recuerdo en realidad muy amargo si se relaciona a que mi hermano realmente hacía mucho tiempo que la había palmado, pero por otra parte… Me enternecía ver a Yaroslav buscándole, quizás porque podía identificarme con aquello. Luego soltó alguna cosa en ruso, tras beber. Lo escuché con atención casi como si lo atendiera. Me recordaba algo a mi propio idioma. Luego le dejé una mano reposando en su pecho, y con paciencia me dispuse a hablar.

-No, no soy Thoren. Vor’Kalth. Sé que… probablemente tu quieres verle, ¿No? Lo entiendo…- Pensaba en que se debía sentir bastante solo sin él. Por eso había decidido intentar hacer compañía. Era consciente que nada reemplazaba el hueco que debía ser ocupado por un hermano (y en ocasiones, ni siquiera otro hermano lograba hacer de substituto…) pero podía hacer algo más amena la experiencia. Savant nunca logró suplir aquel lugar. Pero de alguna forma u otra siempre fue un apoyo necesario. Por eso iba a tratar de estar ahí, hacer lo que pudiera… En gran parte yo mismo estaba muy cansado como para distinguir que a quien cuidaba ya no era mi hermano, que había fallado, que se lo habían llevado de mis brazos.

-Pero yo puedo ir a buscar… No sé donde, pero yo hacerlo, ¿De acuerdo? Cuando estés mejor, pero para eso tienes que recuperar, ¿Entiendes?- Le hablaba muy pausadamente ahora que ya había logrado tranquilizarme un poco. Intentaba hacerle buena cara. Tenía los músculos de esta agarrotados, estos querían hacer una expresión mucho más agotada. Pero me dije que debía intentar tener mejor pinta ante él. Yo respiraba aún sonoramente. Y él por el contrario tenía una forma de tomar aire muy poco sana. Busqué tomarle la mano. A Osten le tranquilizaba muchas veces. Había entrado a la habitación la chica que me había dado la poción, decía algo de alguien que podía ayudarle, algo de llevárselo, desaparecer… Los descendientes… Me había perdido un poco por cosas de idioma, por estar en la Luna y por estar tan rebentado.

-Descendientes no hacer una puta mierda por nadie. No fiar.- Gruñí de muy mala manera como si eso fuera a servir. No sabía más que lo que el ruso me había contado sobre ello, pero ya había decidido que no me caían bien. Pensé que con eso se lo pensaría dos veces. Yo no le quitaba el ojo de encima al chaval, atento a si decía alguna cosa, a si me soltaba algo… Entonces la otra se acercó peligrosamente. Cogía la mano de la desgraciada de la rubia y… ¿Estaba también tocando al ruso? Lo solté de inmediato, mientras decía que volverían pronto, me levanté y gruñí por el pie. Me acababa de dar cuenta de que coño decía. Pero fue tarde, porque mientras buscaba en algún lado el bastón que no llevaba para impedirlo, se habían ido. El ruido me petó las orejas. Y marcó definitivamente mi posterior comportamiento.

-N-No…- Acababan de llevárselo. En mi cara. Para llevarlo a manos desconocidas. Porque si. Y lo iba a cuidar Anteia, la gilipollas de mierda que no tenía capacidad ni para entender que quitar un vendaje a uno más muerto que vivo es una idea horrible. Lo iban a matar. No sabían hacer nada. Se lo habían llevado a gente que no era de fiar. A gente que lo iban a utilizar, seguramente, o gente que le haría daño, jamás le salvarían. -Os… Osten…- Mascullé, totalmente fuera de mí. Se lo acababan de llevar de entre mis manos, yo estaba cuidándolo… Y de repente… Ya no estaba, se había ido, se lo habían llevado a una muerte segura. Todo porque… ¿No se fiaban de mi? ¿No se fiaban de la otra? ¿Eran tan putamente retrasados que confiaban más en unos pedazos de porquería que en mí? ¿Por qué? ¿Porque me había alterado ante unos insultos? ¿¡Y QUÉ QUERÍAN QUE HICIERAN!?

Me daba igual que excusas pusieran, si es que siquiera tenían la decencia de querer disimular. No tenían razón. Me lo habían robado. Me lo habían quitado. Se lo habían llevado a su muerte. Lo iban a matar. Iba a morir. No lo sabían. No sabían que significaba perder a nadie. No entendían el dolor, no, por supuesto que no, ¿Por qué iban a entenderlo? Ellos jamás habían perdido a un hermano… No en una cama, no… No lo sabían, e iban a cometer ese error, iban a matarlo, a matarlo… Me repetía eso. Matarlo. Iban a acabar con su vida, y yo podría haberlo impedido. Estaba muerto, me dije. Sí, muerto. El ruso, Yaroslav. Muerto. Por su culpa. Lo podía haber impedido. Impedido, impedido… -... Las… las voy a… a matar…- Se me escapó. Por supuesto, eran mujeres. ¿Qué les importaba la vida de un hombre? ¿Qué les importaba yo?

-NO TIENEN NI IDEA. LAS VOY A MATAR. A LAS DOS. HIJAS DE PUTA. MONSTRUOS. IDIOTAS. ZORRAS... ¡¡LOCAS!! ESTÁN LOCAS, ESTÁN COMO LAS PUTAS CABRAS.- Ni me fijé en la loca de las hierbas. Con una fuerza asombrosa para alguien que está cojo y más muerto que vivo arrojé la ensangrentada camilla al suelo. -Nind paken ukta… Nau… NAU… ¡NAU! F’sarn nau aluin bautha evagna ukta… F’sarn… aluin bautha glit’r nind rarr maglust… Usstan swariy… USSTAN SWARIY-

Me levanté bruscamente tirando todo lo que hubiera a mi paso, haciendo un ruido de mil demonios. Algo me retuvo a la hora de lanzarme a por la chica de las hierbas, tal vez que le debiera algo. Al salir de la enfermería, sin embargo nada impidió que no fuera directamente a por Johan en cuanto salí al pasillo. No sé si lloraba, pero igualmente tenía todo el rostro húmedo. Enseñaba mis dientes y hacía una cara que recordaba más bien a un animal. No lograba pensar en otra cosa. Era lo mismo. Se lo habían llevado. Lejos de mí. Me habían vuelto a dejar solo, memorias que tenía enterradas volvían a revivirse… El caos de mi hogar. Por alguna razón volvía a pensar en mi padre, intentando retenerme. Yo recordaba morderle, recordaba golpearle, Savant también lo intentaba, pero no tuvo más éxito. Por alguna razón pensaba en eso, en mi cabeza resonaba el nombre de Vest, como un grito agónico dicho por mi hermano… ¿Vest? Y yo decía “Osten, Osten…” Pero ya no respondía.

Le puse ambas manos encima de sus hombros. Apretaba pero ya no me quedaban fuerzas como para tenerme en pie apenas. El dolor me cegaba aún más. Lo miré con unos ojos que poco recordaban al Vor más tranquilo que él conocía, respirando, mascullando cosas en drow de vez en cuando. -¡YAROSLAV! Llevárselo… con… con descendientes...- Le grité con todo el terror del mundo. -LO VAN A MATAR. ¡Monstruos! Anteia. Anteia me insultó. Anteia es UN MONSTRUO. UNA TRAIDORA. JOHAN. ¿¡Dónde coño vivir descendientes!? ¡VOY A MATARLOS! NO, no… ¡VOY A MATARLA A ELLA! ¡Y LA OTRA! ¡A TODOS! SE LO HAN LLEVADO, ME LO HAN ROBADO. Le… le van a matar. Osten, Osten murió así… ¡SE LO LLEVARON TAMBIÉN! ¡NO VOY A PERMITIRLO! NO. NO… ¿¡DÓNDE ESTÁN!?- En mi cabeza no había nada que me fuera a retener a la hora de vengarme. Pensaba en arrancarle los órganos, uno a uno, me deleitaba con esa imagen. Con comer de su carne, con destrozarla, con… Con sencillamente acabar con su vida de forma agónica. Apenas veía bien y estaba al borde del desmayo, pero me decía que no podía descansar.

OFF:
Pregunté a Emwyn para poder postear-

~ ~ ~

Mensaje por Vor'Kalth el Sáb 12 Sep 2015, 20:45

Vor'Kalth
avatar
Híbrido
Híbrido

Mensajes : 526

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t107-vor-kalth

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

La gente se fue dando cuenta por si misma de que era buena idea ir saliendo de la habitación para dejar más espacio, no sin antes explicar que había sucedido para que el hombre se encontrase en aquella situación. A grandes rasgos pude sacar que le habían disparado los de la Alianza Humana, que el tipo que hablaba era el causante de la desastrosa curación que había sufrido (Aunque se intuía que no lo hizo con mala intención), que había sacado la bala con una cuchara... Lo cual era poco menos que una locura. Vor por su parte se puso extremadamente nervioso con la reacción de Anteia, y la insultó abiertamente sin ningún tipo de problema, aunque esta se mostró (Extrañamente) mucho más pasota que la anterior vez que le había dirigido palabras ofensivas, y eso que esta vez era mucho más directo. Me extrañó en exceso ¿Como podía ser que le afectase tanto decirle que estorbaba y sin embargo le importase un comino que la mandase a la mierda y amenazara con darle de ostias? Decidí no pensar mucho en ello, incongruencias de la vida que ocurren todos los días, me dije. Por otro lado Vor agradeció el tipo que contó la historia su ayuda, y haber hecho todo lo que pudo. Al menos aquello le permitió relajarse. Vor me indicó, por su parte, que no podía ayudar y me enseñó una mano, llena de ampollas causadas por el retroceso de su magia al fallar.

-¡Oh! No importa, no te preocupes, no hace falta, pero puedes quedarte igualmente, le conoces y sabes de curación, seguro que serás útil aun sin magia.

Entonces Anteia empezó a negar y negarse ¿Que ocurría? ¿No quería que Vor usase magia? ¿No quería que ayudase? ¿No quería ayudar simplemente? Cayó en un shock terrible para un médico, haciéndome temer por la vida del paciente... Y todos los que fuesen a la enfermería... Si su doctora ante el primer contratiempo se quedaba mirando al infinito sin hacer más que negar. Pareció medio recuperarse cuando el chico despertó, pero empezó a hablar en algún idioma extraño, no pude reconocer cual, no es que fuese letrada en estudios, pero sonaba a ruso o algún idioma de Europa del este similar. Vor intentó tranquilizarle, aquello era bueno, la situación se relajaba un poco. Me extrañaba que Anteia no estuviese moviendo un solo dedo para curar al hombre, y empezaba a ponerme nerviosa de que pareciera que querían dejarlo morir. Siendo Vor el único con interés patente en salvarle la vida, pero estando en mala situación rebusqué en mi bolsa un frasco concreto, cuando Azahar entró en la habitación clamando que se llevaba al paciente. Quedé bloqueada... ¿Qué había dicho? ¡Estaba moribundo! Habló de los Descendientes, no entendía mucho, pero ¿Por qué se lo llevaban en ese momento? Ni siquiera esperaba a que lo estabilizásemos, era peligroso. Tomé a Magnolia del cuerpo del tipo rápidamente, y abrí la boca para replicar...

Pero antes de poder decir nada, habían desaparecido, ella y Anteía.

... Habían llevado a un paciente moribundo y sin estabilizar a un sitio desconocido, estando él en estado consciente y hablando con un conocido, en estado crítico y con una médica que le retiró los vendajes en medio de un sangrado grave y que se había negado a mover un dedo quedandose en pánico y entrando en histeria hasta en dos ocasiones...

¿¡ESTABAN LOCOS!?

...

Mientras Vor gritaba de rabia y furia que comprendía y compartía yo permanecí quieta, de pie en aquel lugar, ante la cama ensangrentada y ahora vacía, con la flor entre mis manos. Insultaba, bramaba, amenazaba a las dos chicas que ya no podían oirle... Yo permanecía en silencio... Mirando los pétalos. Siguió hablando en su idioma drow, amenazante y violento, casi capaz de destruir toda la enfermería, y en medio de aquel cáos seguía yo...

Se escuchó el crujido de la madera en la sala, y de mis manos cayeron un par de gotas de sangre al suelo, entre ellas, Magnolia de pronto presentaba unas largas espinas que se me habían clavado un poco. No eran graves aquellas heridas, en absoluto, apenas un leve desgarro, no más profundo que el pinchazo de una aguja. Suspiré intentando relajar, aunque era más que evidente que la flor estaba reflejando mi estado de ánimo. Con una tranquilidad inquietante e innatural coloqué la flor espinosa y amenazante en mi cabello y volví a hundir la mano en el morral, tomando a la primera el frasco que anteriormente había buscado, me acerqué, siguiendo en solemne silencio a Vor y se lo tendí.

-Toma, para tu mano.-Le dije sin más.-No podrás matar a nadie con las manos así.

Si se fijaban, todas las flores que portaba en mi pelo habían desarrollado amenazantes espinas, casi parecía un arbusto de espinos. Rodeada de plantas de aspecto amenazante, con un tono mucho menos amable que antes y una mirada que pedía a gritos que nadie se atreviese a pedirme tranquilidad podía parecer incluso más hostil que el propio Vor... Aunque yo no estuviese diciendo o haciendo nada, lo dejaba claro indirectamente.

Si volvía a ver a aquellas mujeres... No iba a volver a tratarlas igual de amablemente.

Mensaje por Emwyn el Dom 13 Sep 2015, 17:38

Emwyn
avatar
Bruja
Bruja

Mensajes : 17

http://magicworldwar.forosgratis.org/t166-emwyn-crysos-the-green

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Aguardar en la puerta de la enfermería me solía poner casi más nervioso que estar dentro esperando, sobre todo porque lo único que llega a mis oídos son gritos, estrés, nada de tranquilidad...no siempre sucede así, pero cuando sucede es una situación que detesto. Lo único que quiero es que terminen ya y hagan lo mejor para Yaroslav, que dejen sus rencillas o lo que quiera que tengan y se centren. Asomo la cabeza por la puerta al ver entrar de nuevo a Azahar a la enfermería, sin entender muy bien de lo que habla, algo de llevárselo o de descendientes. Como llevo meses fuera no tengo ni puñetera idea de qué va nada de eso, no he seguido las noticias del torneo, como si pueden haberlo hecho los de aquí. Voy a entrar a preguntar y a enterarme de qué va el asunto, pero antes de que pueda hacer eso Azahar se desaparece de allí con Yaroslav y con Anteia, dejando dentro de la enfermería a Vor y a la muchacha pelirroja que había ayudado con el asunto del ruso.

Todo sucede demasiado rápido como para comprender o asimilar lo que ha pasado, de repente Vor parece enloquecer, comenzando a gritar y despotricar contra la mujer y la hija de Lyran. Por como sonaba casi parecía que habían matado a Yaroslav con esa acción, la situación se había descontrolado por completo, nunca había visto tanto caos en la enfermería, tal vez a excepción de cuando trajimos aquí a mi madre y no estaba en su mejor momento. Al estar asomado a la puerta no me pierdo ninguna de las reacciones de Vor, tirando a su paso todo lo que encuentra, está claro que está teniendo un ataque de ira, que en este momento no es capaz de controlarse y que algo debe haberse roto en su mente para haber saltado así. No es el único que parece haber tenido un brusco cambio de ánimo. La muchacha ha pasado de parecer toda amabilidad a estar conteniendo precisamente todo lo que Vor suelta, además, juraría que antes no tenía todo el cabello lleno de espinas.

Una vez más voy a tratar de entrar en la sala, pero Vor me detiene, saliendo al pasillo en medio de una furia arrolladora, sujetándome por los hombros con unas fuerzas que ahora mismo debería ahorrarse para él, cosa que no hará.  Conozco esa sensación de impotencia, de rabia, desesperación, furia. La conozco porque yo mismo la he experimentado alguna vez. Así que dejo que lo suelte todo, permaneciendo con mi espalda contra la pared y sus manos haciendo fuerza sobre mis hombros, con sus gritos taladrándome bastante los oídos. Aguanto el torrente de ira que debe soltar, permaneciendo todo lo impasible que me es posible, aunque yo también estoy desconcertado por lo sucedido. La diferencia es que yo las conozco de mucho tiempo, y él no. Sé que no harían nada a propósito para perjudicar la vida de Yaroslav. Mantengo la mirada con cierta frialdad calculada fija en la de Vor, sin pensar por un momento en decirle que se calme. No hay idiotez más grande que decirle a alguien que está así que se tranquilice.

- ¿Has terminado ya? - pregunto en tono de voz neutro, ni enfadado, ni con compasión. Más bien como trataría a un igual, ni inferior ni superior. Tampoco espero respuesta, puede que lo que siga diciendo sea todo lo mismo. Ahora quiero que me escuche él a mi, igual que yo lo he escuchado mientras se desahogaba. Lo agarro del pecho, por la ropa, empujándolo con fuerza  de espaldas contra la pared, invirtiendo la posición en la que estamos. Es mi manera de retenerlo y asegurarme de que le quede claro que es su turno de escuchar. No alzo la voz ni por un momento, la velocidad de mis palabras resulta la normal, aunque mi tono se tiñe de más efusividad que con la anterior pregunta.

- No sé quiénes son esos malditos descendientes, tampoco sé qué mierdas ha pasado ahí dentro, ni quiero que vuelvan a darse esos gritos e histerismos por parte de todos en la enfermería. No me importan las disputas que tengáis, ni quién insultase primero a quién, ya tenemos todos una edad como para resolver eso, si yo matase a todo el que me insulta habría un montón de cadáveres a la entrada de la base. Conozco a la hija y a la mujer de Lyran desde hace años, y puedo decirte que no son unas traidoras. Claro que tú no tienes por qué saber eso y te basas en lo que sabes, pero te lo puedo asegurar yo, que sé quiénes son y confío en ellas, igual que confié en ti al dejarte entrar aquí con otro drow. - tengo que dejarle eso bien claro, a pesar de que está en estado de enajenación en este momento, no me hace gracia que nadie amenace a nadie dentro de esta base. - Bastante tenemos ya con las amenazas de fuera como para pelearnos también entre nosotros. Si no queréis veros no os habléis nunca más y punto.  Una vez dicho esto...¿Te crees que yo no tengo miedo de que se muera Yaroslav? - aflojo un poco el agarre, casi a la par que el tono de calma que pretendo mantener me abandona un poco. Los asuntos  personales siempre me hacen tener que luchar contra mi parte más irracional, la de las emociones. - ¿Que no me siento culpable por haber dejado a uno de mis mejores amigos tantos meses aquí, a cargo de esto, sin saber lo que pasaba? ¿y que no nos sentiremos ambos como una mierda si sabemos que ha muerto y no hemos hecho todo lo que podíamos por él por haber perdido los nervios? Admítelo...aquí por mucho que haya gente que sepa curar tenemos los medios justos. No se lo habrían llevado si no supiesen lo que hacen. Así que voy a hablar con Lyran, para que me cuente a dónde se lo han llevado. Si quieres luchar por él hazlo a su lado cuando regrese con vida. Porque va a volver

"tengo que creerlo..."

Termino por soltar a Vor del todo, aunque temiendo por un lado que se caiga al suelo o algo por el estado en el que está. Bajo la mano que había sujetado su ropa, respirando hondo para después soltar lentamente el aire, esperando su reacción, del tipo que sea.

~ ~ ~

"Si quieres paz, prepárate para la guerra"

Mensaje por Johan Black el Dom 13 Sep 2015, 18:40

Johan Black
avatar
Mago
Mago

Mensajes : 427

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t94-johan-black-5

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Observo como la peliazul vuelve a entrar en la enfermería, diciendo algo de llevárselo a unos tales Descendientes... woah woah woah woah. ¿Está loca? ¡A ese hombre tal y como está no se le debería de mover de esa forma! Al entrar me encontré con que la peliazul, la rubia y Yaroslav  habían desaparecido con el estruendo del teletransporte... No se si los Descendientes o que cojones son, sean de fiar, el problema radica en que... ¡Yaroslav no estaba en un estado en el que se le pudiese mover mucho! Ah... creo que me he repetido... ¡Bueno da igual! Veo como el drow en un ataque de ira empieza a farfullar insultos y amenazas sobre las chicas que se fueron y hablando también en otro idioma, el cual podría tratarse de su lengua natal mientras comenzaba a tirarlo todo, comprendo su frustración y su ira, a mi me costó lo suyo el poder llevarlo a un lugar seguro, tratarlo lo mejor posible (aunque no lo hiciese del todo bien, era mi primerito día con heridas de bala). En cuanto el mago que me trajo a la enfermería trató de entrar nuevamente en la enfermería, el drow se le echó encima desesperadamente, gritándole que las que se llevaron a Yaroslav eran unas traidoras y nuevamente amenazaba con cargarse a los descendientes y a quienes se lo llevaron.

El tipo se mantuvo frío e impasible y agarra al drow por la ropa y lo pone contra la pared. Le soltó todo un discurso sobre el hecho de que en una enfermería no se debe de perder la calma y que quienes se llevaron a Yaroslav son de su confianza, de la misma forma que confió en él para dejarlo entrar, asegura que volveremos a ver al ruso totalmente recuperado y que saldrá de esta. Tiene razón en lo que dice, es cierto que ya tenemos suficiente con que la Alianza nos toque un poco mucho los huevos y que no es correcto que nos demos de hostias entre nosotros y que al igual que los demás, tenemos miedo de que podamos perder a Yaroslav. A pesar del poco tiempo que lo conozco, perder a un amigo me dejaría un mal sabor de boca, a lo que se sumaría a la serie de emociones y sucesos que me han pasado hoy. Tras todo lo que le ha dicho, suelta al drow. Espero que con esto lo haya calmado.

Luego me fijé en la pelirroja, la que le da a Vor una poción para las heridas de su mano de haber fallado el hechizo de curación. Esta tampoco tiene cara de buenos amigos, Su enfado lo llevaba en silencio, pero pude percatarme de ello al ver que las flores que tenía en su pelo tienen un aspecto más intimidador debido a las espinas que le salieron. Definitivamente estaba de malas pulgas por el mismo motivo que el del drow, el de llevarse a un paciente malherido a otro lugar así sin más. Decido acercarme a la pelirroja, no sé realmente que decir para calmarla, después de todo comparto su opinión acerca de lo ocurrido, pero por otro lado, también estaba de acuerdo en cuanto a la bronca que le echaron al drow.

-Yo tampoco entiendo por qué llevárselo de aquí, no voy a dudar del poder que puedan tener esos... Descendientes -no se quien le puso ese nombre a una organización... ¡Parece un nombre de secta de estas chungas!- de hecho, a mi también me ha molestado que no os dejasen tratar a Yaroslav en condiciones, después de todo, a pesar de que no lo traté del todo bien, me costó lo suyo el poder llevarlo a un lugar seguro y pedir ayuda para llegar aquí... Seguir enfadados tampoco resolverá nada, lo único que nos queda es estar aquí y esperar, por mucho que esto nos joda, no tenemos otra opción viable, y por cierto, creo que deberíamos de presentarnos, ni si quiera se el nombre del tio que me trajo aquí, así que empezaré por mi, soy Zekerasu Kosuke -me presenté ante todos los presentes junto a mi reverencia japonesa- no voy a pediros que os calméis, pero sí os pido que tengáis paciencia -todo cuanto dije lo hiceen serio, lo hecho hecho está, y desgraciadamente, no podemos cambiar nada, espero que con esto los otros dos se hayan calmado, aunque sea al menos lo suficiente como para que no empiecen a destrozar todo el lugar.

Mensaje por Kosuke Zekerasu el Dom 13 Sep 2015, 21:28

Kosuke Zekerasu
avatar
Mago
Mago

Mensajes : 297

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t179-kosuke-zekerasu#836

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Algo que me sorprendió es que la pelirroja no me llamara loco. No me insultara también, o no me pidiera que me tranquilizara. Reparé poco en cuanto empecé a tirar las cosas al suelo, pero por el rabillo del ojo atisbé que se le había ido algo la pinza. No tan ruidosamente como yo… pero algo lo dejaba ver. Las flores que llevaba encima se volvieron como más amenazantes, como rosas… Espinosas. Contrastaba con aquella otra persona que parecía ser antes, la que trataba de incluirme en el trío de la curación, que procuraba que la muy retrasada de Anteia no me excluyera porque sus ovarios eran los que mandaban. Me entendía. Eso me tranquilizaba. Me entendía, y quizás el otro también, pero yo fui específicamente a gritarle a Johan. Porque seguro que no iría a defender a sus amigos, ¡Qué va, Vor! Maravillosa idea.

En algún momento entre el caos de la bronca que le solté a Johan esta se acercó. Se había hecho daño en las manos. Me tendió un frasco con una frase que no olvidaría… “No podrás matar a nadie con las manos así”. Pestañeé y lo acepté, agradeciendo con un asentimiento. Le dije con la mirada que no le defraudaría, que llevaría a cabo aquello pasara lo que pasara. Quizás que ambos estuviéramos tan cabreados permitió aquellos momentos de empatía. Me sorprendía en gran manera que una chica tan tranquila pudiera realmente… Estar de acuerdo con la manera drow de hacer las cosas.

Pero estaba muy ocupado echándole la bronca a Johan como para usarlo allí mismo. Él escuchó. No era fácil comprender qué pensaba, se mantuvo como impasible, frío… Yo me dejaba la voz, como un gemido lastimero, y él oía. Me preguntó si había terminado. -No, no hasta que las vea muertas.- Le declaré. Aunque era un sí si se le quitaba la agresividad del momento. Me agarró de la ropa y me acabó apretando contra la pared. Me sentí encerrado y durante un momento no hizo más que ponerme nervioso, pero pronto entendí que solo quería que le escuchara. Recordaba estar igualmente enfadado… Y también atrapado. Pero peor. Más inmóvil. Lo que me retenía de dar la vuelta a la situación no era realmente su mano, si no el cansancio. Pero mi cabeza pensaba en otros tiempos, en un lugar distinto, en Savant intentando tranquilizarme…

Savant. Lo necesitaba. Pero sin embargo, no recordaba en qué momento este había logrado parar mi indomable furia. Como si me faltara información. Su voz me sacó de aquel ensimismamiento. No sabía tampoco de los descendientes, estaba casi más confuso que yo en aquel aspecto. Que teníamos todos una edad. No, aún no, tenían los magos y otras razas tendencia a juzgarme por mi especie y olvidarse de que era yo un crío… Como si esa información no fuera relevante. Como si el hecho de ser un “drow” (que ni lo era del todo) fuera mucho más importante que los años que llevara por allí pululando. Me decía que no eran unas traidoras. No, quizás no, aunque con la cabeza tan caliente tampoco podía pensar en ello. Comparaba eso con haber dejado que trajera un amigo racial. No, no era lo mismo. Yo lo había traído bien, esos… se lo habían llevado de allí a la fuerza… A Yaroslav, y quizás estuviera muerto, me habían dado un portazo en la cara. Respiré muy sonoramente, muy tentado a revolverme, pero logré mantener silencio.

Me decía que no le hablara si no quería cruzármela. No, en eso no tenía interés. Solo quería descuartizarla, pocas palabras se necesitaban para ello. Y entonces compartió algo más personal… Que él también tenía miedo de que se muriera. Que se sentía culpable. Que nos sentiríamos mal. Que hablaría con Lyran, y que luchara con él cuando regresara. Si es que regresaba. Me soltó. Yo estaba confuso. Como si aún no tuviera claro de quien estábamos hablando, de quién era él, qué estaba pasando, qué… Qué era todo. En cuanto volví a depender de mi propia fuerza para sostenerme me maree de nuevo, sentí un agudo pitido, casi veía ya el suelo en mis morros… Pero acabé por incorporarme. A medias. Abrazándome a mi mismo, ahora que tenía las manos libres. Le miré con más miedo que rabia, luego agaché la mirada. -... Es… No solo ser el hecho del… Que se lo hayan llevado… La chica pelirroja, yo… Podíamos hacer algo más… La gilipollas… la hija, la que tu dices… Se lleva con ella a su madre, cuando es… inútil, histérica, está loca, ¿No la habías visto? Podría haber llevado a la esta chica, al menos… Ella es más útil, sabe hacer más… Podría ayudar. Pero no. Nos trata a ambos de inútiles. Se llevar imbécilteia con ella. Y Yaroslav. Dejarnos aquí, solos…- Suspiré con rabia, mirando un momento al otro lado.

El otro chico -en el que poco o nada había llegado a reparar- pareció encargarse del cabreo de la pelirroja. Él se conformaba más con la impotencia. Que no podíamos hacer nada, que fueramos… Pacientes. Yo en mi cabeza juzgaba aquel comportamiento conformista, pero tenía otra bronca a la cual dar final. Me encaré de nuevo a Johan, confuso, intentando no perder la noción de la realidad.

-Sav… No, no…- ¿En qué coño pensaba? -Johan. Si Yaroslav no sobrevive, voy a culparlas. Porque nosotros dos poder haber hecho algo. Probablemente más. Si no sobrevive, las buscaré...- Respiré. -’Lu dorn elgg mina.- Acabé la frase en drow, sabiendo que él jamás aprobaría mi decisión. Ya no eran las palabras de alguien que acababa de sufrir un ataque de ira. Eran las lamentaciones de un drow que lloraba como un cosaco. -Lo juro. Lo juro…- Busqué la calor del abrigo de Dyospiros, durante unos momentos pensando en él. ¿Estaría descansando en paz? Quizás debía regresar. La tripa rugió de una forma agónica, recordándome que yo había salido en búsqueda de comida. De hecho, todo lo que quería era comer y volver allí, al menos sintiéndome exitoso en ayudar a alguien. Pero no podría trepar por la escalera… Quizás durmiera en el suelo. Oh, y la manta, ya no tenía manta.

-Vor’Kalth.- Gruñí de mala manera al asiático (aunque yo no sabía que significaba eso) como presentación. Me dejé caer en el suelo, sentándome, buscando un poco de reposo. No estaba en condiciones para vendarme el pie. Reparé en que me había dejado las vendas por ahí. Incómodo me crucé un poco de piernas, intentando elevar el pie torcido, mientras alzaba la mirada para observar al resto. -... ¿Creéis que podría conseguir alguien comida? Sustancial, no fruta…- Miré de reojo a la muchacha, enseñándole los dientes. -Me estoy muriendo.- Me llevé la mano a la cara porque no sabía si reír o llorar. Mi tripa, ansiosa, emitó un gruñido poco humano, que acompañó muy bien mi petición. -Cuando draraña picar, lo vomité todo…- Ya no podía ni gritar.

~ ~ ~

Mensaje por Vor'Kalth el Dom 13 Sep 2015, 22:01

Vor'Kalth
avatar
Híbrido
Híbrido

Mensajes : 526

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t107-vor-kalth

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

El tipo sobre el que Vor se había lanzado demostró estar versado en aquellas situaciones, eso o al menos tener la suficiente sangre fría como para saber llevar bien la situación, pues no fue solamente capaz de aguantar la violencia del drow, si no contraatacar e incluso llegar a calmarle, aun poniéndole en una situación tensa como darle la vuelta a la tortilla y estamparle contra una pared. Por mi parte respiraba intentando dejar pasar aquello. No me hacía gracia, ninguna, no iba a ponerme a destruir mobiliario ni lanzar amenazas de muerte, pero estaba molesta, mucho más de lo normal, solo recordaba un par de ocasiones que habían llegado a ser peores, y nunca acabaron bien. Para nadie, ni siquiera para mi. En parte fue recordar que debía relajarme si no quería acabar peor ni que nadie resultase herido lo que hizo que poco a poco fuera dejándolo pasar. Por otra parte, el otro chico, el que había actuado de "médico inicial" se aproximó a mi para hablarme e intentar calmarme un poco. Al principio le miré de forma dura, casi amenazadora, pero escuché lo que decía. Todos parecíamos bien preocupados allí, y todos, en mayor o menor medida dudábamos de que el hombre pudiese salir especialmente bien de aquella situación, eso, o como mínimo las formas y situación en la que se lo habían llevado. Todas las flores de mi cabello habían ido  haciendo desaparecer sus espinas, menos Magnolia, la cual seguía mostrándose a la defensiva con un leve toque carmesí en las puntas... Miré mis manos... Y suspiré.

-Me enfade o no, no hay nada que pueda cambiar.-Le respondí inicialmente. Me agaché para recoger los frascos que Vor había desparramado por el suelo tras tirar la cama y los fui guardando, salvo uno, del que saqué una pequeña gota de pomada que apliqué en mis manos heridas como si fuese jabón... Miré mi atuendo, tampoco era algo muy digno. Me pregunté que imagen estaría dando, pero tampoco podía hacer mucho, mi ropa todavía no estaba seca.-No se nada de este sitio, ni tengo nada que ver con... Con nadie. Realmente no tengo más derecho a quejarme que el hecho de que se hayan llevado al pobre sin dejarme siquiera pedirles tiempo para estabilizarle. Me habría gustado hacer más... Pero bueno, se ve que realmente no sirvo para ayudar a nadie...

Me senté en mi camilla y agarré la manta que me cubría con miedo, recordando momentos del pasado... Recordando ciertas escenas que quería... No olvidar, pero si dejar atrás... Sentí deseos de llorar, pero no lo hice, supongo que por la verguenza a que tres desconocidos me viesen llorar semidesnuda en una enfermería y con el pelo hecho un desastre por las flores. No, no era mi mejor día, desde luego.

-Solo quería intentar curarle... Como intenté curar a los drows anoche, y ayudarles... Como intenté curar a mi abuela... Pero...-Se me cortó la voz, apenas podía hablar.-Y así es mi vida... Intentar salvar a la gente y ver como se escapan entre mis manos o me escupen a la cara.-Miré a Vor con los ojos humedecidos, decía que tenía hambre, pero que no le bastaba la fruta, incluso para eso era una inutil. Realmente ¿Quien me necesitaba?.-Lo siento, Vor... Yo ya no puedo hacer más por tí... N-Ni siquiera me conozco este lugar como para poder ir a pedirte algo... Ni se si deberia vagar por ahí siendo ajena a este sitio, y más aún sin ropa.-Me dirigí entonces a Kosuke (Así se presentó) y al otro hombre. Me di cuenta de que ninguno de los tres (Incluido el drow) sabían mi nombre.-Yo... Me llamo Emwyn.

Mensaje por Emwyn el Mar 15 Sep 2015, 04:40

Emwyn
avatar
Bruja
Bruja

Mensajes : 17

http://magicworldwar.forosgratis.org/t166-emwyn-crysos-the-green

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Al final no hace falta que sujete a Vor porque no acaba cayendo al suelo tal y como me daba la impresión que sucedería. Todavía parece que puede mantenerse en pie, a pesar de su estado general de debilidad y las arrolladoras emociones del momento. No me pasa desapercibida su reiteración en las  amenazas de muerte contra Anteia y Azahar, como si tuviese que vengar la muerte de alguien, una muerte que todavía no ha sucedido, y que en el fatídico caso de suceder tampoco sería culpa de ellas dos, sino de quien le haya herido.

- Bien. Pues si quieres verlas muertas antes tendrás que verme muerto a mí. Y si quieres matar a alguien ya puedes empezar por quien quiera que haya herido a Yaroslav. Elige bien tus batallas, drow, no gastes energías con la gente equivocada.-  le advierto seriamente para dejarle claro mi punto de vista. Por un lado entiendo que se haya alterado, el miedo a perder a Yaroslav o el creer que ellas hacían algo malo puede haber influido. También comprendo su impotencia porque él creía que podían seguir ayudando aquí. Pero por otro lado debo recordarle que a quien deberíamos buscar es al que lo haya herido, y que además no voy a dejar que maten a nadie delante de mis narices así, gratuitamente. Que resuelvan sus disputas como les de la gana o que no las resuelvan, pero que dejen la vida del otro tranquilas.

Su gesto autoabrazándose me hace sentir cierta compasión por él, después de la furia anterior parecía bastante desvalido, como si todo eso se hubiese evaporado y su energía se hubiese esfumado. Resoplo un poco cuando vuelve a la carga con lo de las culpas, con su rivalidad-odio con Anteia y demás.

- Ya, puede que esa chica y tú  seáis buenos sanadores, pero tú estás agotado y nervioso ahora mismo, y si ella estaba en la enfermería y no trabaja aquí lo más probable es que tampoco se encuentre muy bien en este momento como para atender a nadie. Y sí, ya he visto que estaba histérica, nadie estando así puede hacer bien su trabajo si no se calma antes, así que su hija ha decidido recurrir a otra opción para intentar salvarlo. Confiemos en que sobreviva, pero...si no lo hace...piensa que también existía la posibilidad de que si se quedaba aquí muriese, a pesar de vuestros cuidados. No porque lo hicieseis mal, sino porque estaba muy jodido. ¿Qué hacemos en ese caso entonces, culparos a vosotros? No Vor...no. No se puede culpa a nadie que ha dado de sí mismo todo lo que puede dar para salvar a alguien o para hacer lo mejor que puede en una situación. A veces no todo depende de nuestras acciones, y no podemos culparnos por ello eternamente. Si no... te va a  tocar vivir con muchas pesadas cargas a lo largo de tu vida.

"ojalá pudiese seguir tan bien mis propios consejos. Irónico."

Dejo de centrar toda mi atención en Vor cuando Kosuke interviene hablando. La verdad es que con todo el jaleo del momento con el drow había olvidado hacerle caso a ellos dos. Tampoco me había presentado en el bosque, a pesar de que el muchacho del brazo metálico si lo hizo. - Tch...olvidé presentarme. Mi nombre es Johan Black. Diría el típico y trillado encantado o un placer, pero lo cierto es que podríamos habernos conocido en una situación mucho mejor. Y espero que así sea a partir de ahora. - respondo ahora en un tono más relajado, volviendo a fijarme en la muchacha que se ha presentado como Emwyn, que es la que parece quebrarse ahora. De repente es como si le hubiese entrado el bajón de que no sirve para nada y que no sirve para ayudar a nadie. Cuando dice lo de la abuela ya creo entender lo que le puede estar pasando por la cabeza. - No digas eso, Emwyn. Según lo que vi cuando llegué tú ayudaste a estabilizar al ruso, así que te lo agradezco. Y supongo que Vor y su compañero también te agradecen lo que hiciste por ellos. Lo único que es inútil y no sirve es quedarse parado sin hacer nada. Tú no has hecho eso. - a lo de que la gente se le escapa entre las manos o le escupen a la cara no puedo decirle nada porque es cierto, no siempre podrá hacer algo para salvar a todo el mundo, ni siempre le darán las gracias. Pero eso es así y debe asumirlo. - Bueno, con lo de la comida y la ropa puedo echaros una mano. Déjame ver... - me dirijo hacia uno de los armarietes más grandes de la enfermería, recordando que Josephine guardaba por allí alguna de sus batas blancas de trabajo. Por suerte encuentro suya que todavía sigue allí, así que se la paso a Emwyn, dejándola sobre su camilla para que se la ponga por encima si quiere, aunque probablemente le quede algo grande. - Es de mi esposa, cuando trabajaba aquí. Te puede servir hasta que te encontremos algo mejor. Quedaros por aquí a dormir, comer o lo que sea. Vor ya sabe donde están las habitaciones, que os lleve ahora. La zona de cocinas y comedores no queda lejos de aquí, doblar tres veces la esquina del pasillo hacia la derecha, dos a la izquierda y al fondo de ese pasillo lo encontraréis. Creo que hicieron un perol de comida ayer...Yo tengo que irme para buscar a Lyran y hablar con él. Cualquier cosa mandadme un mensaje al galeón- les muestro la moneda que llevo en mi bolsillo un momento, y como Vor ya sabe usarlo no les explico nada más, que se lo diga él. Tras esto me despido de los tres, saliendo de la enfermería definitivamente para ir a localizar a Lyran.

~ ~ ~

"Si quieres paz, prepárate para la guerra"

Mensaje por Johan Black el Mar 15 Sep 2015, 15:58

Johan Black
avatar
Mago
Mago

Mensajes : 427

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t94-johan-black-5

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Escuché en silencio tanto lo que decía el drow como el tio, los ojos del drow al momento de decir que quería matar a quienes se llevaron a Yaroslav como si de un ser muy querido se tratase... aquellos ojos en ese momento son exactamente los míos a la hora de mencionar a los nigromantes, a la hora de querer vengar las muertes de todos a quienes conocía. No quiero que nadie más en este mundo a parte de mi quiera vengarse de alguien, el camino de la venganza es un camino oscuro que conlleva a caminar solo, no quiero eso para nadie. Es cierto que la cagaron al llevarse a Yaroslav en ese estado, pero como dijo el otro tipo, realmente la culpa es del tipo que va de Napoleón, el tipo que le pegó el tiro y lo ha dejado en un estado tan crítico. Ëste más tarde se presentó como Vor'Kalth a regañadientes, clamando por comida, a lo cual rebusco en mi bolsa, con la esperanza de encontrar algún sandwich. -Deja que mire en mi bolsa, creo que algo debo de tener... ¡Ah! Aquí está -saco un sándwich de pechuga de pollo y se lo doy a Vor- que aproveche -le dije amablemente para que se lo comiese- creo que te gustará y tal vez con eso te recuperes antes, tiene una salsa especial que solo mi familia sabe hacer -me reí orgulloso de mi salsa especial.

La chica de nombre Emwyn, la cual se presenta más tarde,noto que se ha calmado al percatarme de como sus flores, excepto la que lleva en sus ensangrentadas manos, dejaron de tener espinas. Al bajarsele los humos, un sentimiento de culpabilidad e impotencia la invadieron nada más sentarse en la camilla. Me disponía a decirle algo a la pobre chica, pero el otro tipo, quien se presentó bajo el nombre de Johan Black, se me adelantó a la hora de consolarla, lo cual agradezco internamente, en este tipo de situaciones, me cuesta mucho encontrar las palabras exactas para alejar la tristeza de la gente. Le da una bata, la cual según él, pertenecía a su esposa y nos da indicaciones sobre donde está la cocina y de que Vor nos llevaría a las habitaciones dado que, supuestamente, sabe donde se encuentran. Bueno, al fin podría dormir, no era como yo esperaba, pero al menos esta noche podré dormir en una cama.

-Vor'Kalth, si no te importa, cuando te acabes el sándwich, me gustaría que me guiaras a las habitaciones por favor -le pedí educadamente, estaba bastante cansado de este jodido y asqueroso día, que si magos locos, que si Napoleón ha renacido y se ha traido con él una Barbie travelo... ha sido un día completito, pero antes de disponerme a salir de la enfermería, saco de mi bolsa otro sándwich similar al que le di a Vor, pero éste, se lo doy a Emwyn, ahora que al fin se me ocurrió algo que decirle- Emwyn... siento lo de tu abuela, pero... debemos seguir adelante, habrá veces en las que podrás salvarlos a todos, otras no, en algunas otras te mirarán con recelo u odio... pero a todo esto, debes de seguir adelante, y que te resbale lo que digan o piensen de ti, haz lo que creas que es correcto, además, has tratado bien a Yaroslav, y siento haber complicado las cosas con mi mal tratamiento -durante esta pequeña charla, Johan ya había abandonado la sala, diciendo algo sobre comunicarnos con él a través de un galeón, lo que no sé es como... bueno, por ahora da igual, lo que necesito ahora mismo es dormir, así que me coloco en la puerta de la enfermería para esperar a que Vor acabase con sun cena y me guiase a las habitaciones.

Mensaje por Kosuke Zekerasu el Jue 17 Sep 2015, 00:04

Kosuke Zekerasu
avatar
Mago
Mago

Mensajes : 297

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t179-kosuke-zekerasu#836

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Estaba empezándome a cansar de sus consejos. Sabía como hacerlo, pero no tenía aún la gran confianza con él… Y es mucho más fácil hablar que llevar a cabo lo que se dice. Le eché una mirada muy asesina en cuanto me empezó a soltar que si quería matarlas, que debería matarle a él antes. Definitivamente no podía esperar encontrar apoyo en alguien con amigos ya bien establecidos, y durante un momento creo que se me pudo leer en el rostro que desconfiaba mucho de él… Casi parecía que tuviera que perdonarle la vida por haber dejado que entrara uno de mi raza, mientras que él estaba dispuesto a sacrificar la suya por un par de inútiles. Además, creo que no era consciente de que los drows jamás solían cometer asesinatos de los que pudieran ser encontrados como culpables. La manera de los míos tendía a ser más rastrera… Un día uno se encontraba un cadáver tirado en un río y dime tu quién puede culpar a uno de asesino… O bien, de repente, ¡Taca! Una familia entera ha sido borrada de la existencia. Pero todos se limpian las manos. Una patadita inoportuna en algún momento de peligro, como podría haber hecho cuando nos perseguía el centinela… Y uno podía olvidarse durante el resto de la existencia de ese pequeño problema.

Y no, no me avergüenzo en absoluto de la forma de pensar de los elfos oscuros. Así se ahorraban muchos más problemas, e incluso por muy irreal que suene, vivían ellos más en paz que no los humanos. Luego pareció poco conforme con eso de que me quejara no únicamente por mi parte, si no por Emwyn. Acababan de pisotearnos, burlarnos. Pero debíamos aceptarlo porque algún “Descendiente” de mierda era mejor sanador. Si, espera que me lo crea. Tenía claro que algún día iba a encargarme de que el susodicho curandero mágico no pudiera generar más… descendientes. ¿Lo pillas? Bueno… La otra chiquilla aún se estaba poniendo peor. En ese momento odié un poco bastante a Johan. No tenía ganas de que me dijeran lo que debía hacer. No tenía paciencia o fuerzas como para pensar en que quizás las subnormales hicieron algo correcto. Que muriese ante nuestros cuidados… Si, ya. No es como si fuéramos unos novatos. Y Emwyn acabó de confirmar más tarde que ella también sabía qué era el dolor de la pérdida.

-Es mía mi espalda como para elegir qué cargas estoy dispuesto a llevar encima.- Le respondí muy secamente. Todos teníamos algún remordimiento de consciencia, que no se podían solucionar con el burdo consejo de alguien con el quien tampoco acababa de tener demasiado aprecio. Prontamente la chica se mostró muy desanimada por su inutilidad, su incapacidad de ayudar... Mencionó algo de su abuela. Yo pestañeé en silencio mientras me la miraba. Me podía ver reflejado en ella, lo que me permitía comprender su dolor. Y entonces me sentí aún más puteado, más... cabreado con aquellas dos energúmenas. -No es nuestra culpa. No hemos podido ayudar. Porque no nos han dejado. Deja que sean ellas quien cargar con el peso de la pérdida...- Si por algún motivo Yaroslav regresaba vivo, tampoco iba a admitir que quizás hubieran hecho lo correcto.

Por supuesto, el mérito iba a ser tanto del asiático que primeramente había intervenido tan buenamente como un manco podía, de la otra chica que a su manera había aportado un granito de arena y había tenido la precaución de que el retraso de la otra no desangrara el ruso... Y bueno, también estaba mi propio mérito, que había hecho algo. -... Y has hecho más que otros. Mucho más. Tu ni le conoces, a él. Tu... también ayudar a nosotros, antes. Y agradezco. El perro rabioso de antes no tuvo la puta decencia de decirte eso, ¿No? Le pedir yo explícitamente que lo agradeciera en cuanto despertaras.- Estaba harto de aquel grupo de gente, estaba harto de como me trataban, o como la trataban a ella, o como nos trataban a todos en general. Empezaba a pensar que quizás me había metido en el lugar equivocado, y que quizás debiera buscarme trabajo en otro sitio... Pero por otra parte estaba seguro de que lograría sacar beneficio de aquello, ya fuera en corto o largo plazo. Y al menos, tenía asegurado al otro en un lugar... seguro. Relativamente.

A mí me dijo Johan poco más que la comida estaba en la cocina, cuatro indicaciones mal dadas para llegar a ella. Soltó algo de ropa para la muchacha… Y luego, se marchó. Kosuke me había soltado en uno de esos momentos un sandwich, que miré como quien tiene un preciado tesoro y los ojos abiertos como platos… -¿¡ES DE VERDAD!? JODER. GRACIAS. Por las tetas de una matrona…- No sé si fue la salsa especial, el pan o la carne en si, pero en cuanto le di el primer y amplio bocado estuve al borde de ponerme a llorar de nuevo, por la emoción. Un sandwich no iba a quitarme exactamente todo el hambre, pero aquel, casi como si fuera mágico… Logró quitarme ese terrible malestar. Llevaba tanto ansiando un mordisco a algo comestible que, cuando finalmente lo tenía entre mis manos, con aquella característica olor de la pechuga de pollo fría… Es como si me hubiera comido un milagro.

Kosuke me pidió que en cuanto acabara que lo llevara a las habitaciones, y le soltó otro buen sandwich a Emwyn. Me lo miré casi con ansia, como si no me hubiera importado repetir. Pero agité la cabeza mientras le escuchaba consolarla. -¿Ves? Él tener razón.- Tras eso me incorporé. Esa vez logré no marearme, quizás porque estaba recién comido. Me encontraba mejor, pero llevaba un rato queriendo dormir. -Va, seguidme. Tu también, Emwyn. Haber camas libres, tu debes descansar. Olvidar furcias, yo encargar de ellas en un futuro.- Le dije más optimista que antes.

Así pues los llevé hacia las habitaciones, un poco lentamente porque empezaba a cojear demasiado. Me apoyaba mucho contra la pared y me cansaba cada pocos pasos, y aún me dio un último ataque de tos antes de llegar. Pero una vez en la puerta no me costó nada en absoluto abrirla, casi con aire de presentador, mostrando al par de dos lo que aguardaba en el interior. No era la cosa más acogedora del mundo, pero… -Buscad literas libres y dormir. Simple. No es lujo. No romper nada, no hacer daño a nadie… Litera con drow debajo no libre, yo duermir arriba de esta.- Especifiqué… Ah, y lo de que se portaran bien: Yo sentí la imperiosa necesidad de dar esos mismos consejos a ellos dos, ya que Johan antes había esperado que hiciera algo similar con Dyos, que procurara que fuera bueno. Pero no me percaté de que eso probablemente solo lo dijo porque no confiaba mucho en él. Si hubiera sido consciente, me habría cabreado. -Y hacer poco ruido. No duerme mucha gente aún, no ser hora, pero…- Me asomé un poco. Quizás había alguien más que la última vez que había entrado. -Eso es.- Y me encogí de hombros.

~ ~ ~

Mensaje por Vor'Kalth el Jue 17 Sep 2015, 16:36

Vor'Kalth
avatar
Híbrido
Híbrido

Mensajes : 526

Hoja de personaje
PS:
150/150  (150/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t107-vor-kalth

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Aparezco alli, llevando a toda la peña: Nery, Johan, Vanessa, Mike, y un muerto Silentsoldado. Lo primero que hago es acomodar al dragón en una camilla, para que siguiera descansando. Luego, dejo al soldado muerto en otra, y a éste ultimo lo tapo hasta la cara con una sabana.

-El elfo dijo algo de que lo queria, pero no me ha parecido buena idea dejar a un muerto abandonado en una habitacion

"que no quiero que me prohiban la entrada, joer"

Yo sigo llevando la capa a guisa de falda, y la katana ahora a la espalda. En cuanto tuviese algo de tiempo me cambiaria, de momento...habian cosas mas importantes que tratar. Ayudo a Johan que va medio cojo a llegar a una camilla, está hecho polvo y necesita descansar tambien, asi que cae rendido pronto. Empieza a haber overbooking en las camillas, y ningun enfermero a la vista. Pero de momento ya no hay nadie en peligro. Miro despues a Vanessa, que está con Mike, y me acerco a ellos. Ella fue quien me alertó de lo que estaba sucendiendo.

- Tenemos sospechas de que pueden haberse llevado a uno de los nuestros. Vanessa, infórmame. ¿Cómo empezó todo? Y tú chico, tu quien eres?

~ ~ ~

Mensaje por Lykaios Knox el Jue 08 Oct 2015, 20:09

Lykaios Knox
avatar
Licántropo
Licántropo

Mensajes : 318

Hoja de personaje
PS:
121/150  (121/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t164-lykaios-knox

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

*Lykaios llega a la habitación y propone sacarnos de allí, lo que hace que me invada un profundo alivio. No esperaba que los drows nos dejaran irnos con el soldado, aunque muerto les servía de bien poco...
Aparecemos todos en la enfermería de la base subterránea, y empezamos a ocupar camillas. El chico-dragón sigue dormido y descansando, ajeno a los problemas que nos quedan por solucionar.*

"Qué envidia".

*Cuando estamos ya instalados y esperamos a los médicos/enfermeros, Lykaios se acerca a nosotros.Por suerte ha cubierto al soldado, y eso me ayuda a concentrarme en lo que dice.*

-Scott, es un mago, lo encontré deambulando por la ciudad en busca de provisiones. Como no tenía ninguna misión lo saqué de allí, esperaba que pudiese contarme algo útil sobre los centinelas, pero no sabía más que yo. Se nos ocurrió la idea de infiltrar un técnico en la Alianza, alguien que pudiese desactivar o confundir sus sistemas de detección de magia... Aunque no ha habido suerte de momento.

*Atrapo un mechón de mi cabello todavía húmedo y comienzo a darle vueltas entre mis dedos, pensando.*

-Estábamos en la ciudad cuando escuchamos un mensaje telepático, fuimos corriendo a ayudar. El centinela atacaba a una bruja bastante herida y luego comenzaron a llegar los demás magos, te avisé entonces por si podíamos tener refuerzos. No sé qué hacía ella allí... Pero debía de ser algo importante para arriesgarse tanto.

*Me quedo un momento en silencio, mirando a Lykaios*.

-¿A quién... a quién se han podido llevar?

~ ~ ~

Francesa
Hija de la guerra por 24 años
Brigada de las Mil Grullas
"No te pongas ante el cañón de mi revólver".

brigada

Mensaje por Vanessa Moreau el Vie 09 Oct 2015, 09:49

Vanessa Moreau
avatar
Humano
Humano

Mensajes : 208

Hoja de personaje
PS:
112/150  (112/150)

http://magicworldwar.forosgratis.org/t205-vanessa-moreau

Volver arriba Ir abajo

Re: Enfermería

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado



Volver arriba Ir abajo

Página 4 de 18. Precedente  1, 2, 3, 4, 5 ... 11 ... 18  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.